Tratamiento de cicatrices faciales y eliminación de verrugas

  Inicio/ Tratamientos/ Rejuvenecimiento Facial/Eliminación de cicatrices faciales
Eliminación de cicatrices faciales

Eliminación de Nevus, verrugas y otras cicatrices inestéticas.

Eliminación de cicatrices faciales

La causa de las cicatrices pueden ser variadas, pueden ser quemaduras, lesiones traumáticas, infecciones... Muchas de estas cicatrices faciales resultan poco estéticas dada la ubicación, otras simplemente pueden afectar a la realización de expresiones faciales. Cuando se ha formado una cicatriz, se convierte en permanente, pero quirurgicamente es posible eliminarlas alterando las lineas de la cicatrización y ajustando los tejidos circunndantes para que la cicatriz sea menos visible.


Según la cicatriz será necesario uno u otro tratamiento para su eliminación:

  • Cicatrices atróficas: las cicatrices fibróticas hundidas son lo contrario a una cicatriz hipertrófica. Estas cicatrices varian desde levemente deprimidas hasta completamente sangrantes, con una sustancia reducida de tejido blando y una importante adhesión a los tejidos más profundos. Este tipo de cicatriz generalmente responde bien a la liberación quirúrgica combinada con la transferencia de grasa.
  • Cicatrices por quemadura: las quemaduras a menudo destruyen las secciones más grandes de la piel y hacen que cicatrice de forma arrugada formando así una contracción de los tejidos (una superposición). La cirugía consiste en extirpar completamente el tejido cicatricial (en medida de lo posible). Los restos de piel saludables, compuestos de piel adyacente y sin cicatrices, se levantan y se mueven para formar una nueva línea de incisión. Donde no sean posibles este método, pueden usarse expansores o injertos de piel.
  • Cicatrices queloides: los queloides son el resultado de la sobreproducción de colágeno de la piel después de que la herida sanó. Estas cicatrices crecen demasiado en la herida original y se ven como cicatrices exageradas, levantadas sobre la piel. La cirugía implica la eliminación del colágeno fibroso duro dentro de la cicatriz, y luego el cierre de la piel. Después del procedimiento, la cicatriz necesita monitoreo para detectar signos de recurrencia queloidea, ya que se pueden implementar medidas preventivas (tratamientos a presión, almohadillas de gel de silicona e inyecciones de esteroides).
  • Cicatrices hipertróficas: las cicatrices hipertróficas elevadas no se extienden más allá de los límites de la herida original como se ve en las cicatrices queloides, pero debido a su textura gruesa, pueden ser antiestéticas y restringir el movimiento de los músculos a los que afecte. El exceso de tejido cicatricial se elimina, se reubica y hace que sane de una manera menos visible.
  • Cicatrices postraumáticas: la cicatriz facial mas típica originada por un golpe, una enfermedad o como resultado de una cirugía,  generalmente solo requiere una simple revisión quirúrgica, un nuevo posicionamiento de los tejidos (para que coincida con las líneas faciales naturales y los contornos). Para las cicatrices postraumáticas superficiales, las cicatrices de acné y las estrías, la terapia de microagujas (Dermapen), el tratamiento con láser producen resultados muy satisfactorios.
« Volver
¡Reserva una cita ahora!

Contacta con nosotros y resérvanos una cita para poder ofrecerte el servicio que deseas o llámanos al 967 22 24 83.